8:15 del dia 18, llevamos en el aeropuerto un rato, nos trajo el bus
lanzadera del hotel en poco mas de 10 minutos, hemos desayunado en el
mc donalds, pedimos unos breakfast que en las fotos tenían muy buena
pinta, pero como pasa en estos lugares la foto con la realidad es pura
fantasía, podríamos jugar a eso de encuentra las diferencias, pero
cambiando un poco las reglas, en nuestro caso serian, intenta encontrar
algún parecido.

Este lugar es muy peligroso parar compradores
compulsivos como yo, te lo ponen todo tan a mano que es facil caer, por
ejemplo en comprar un Ipod touch poor poco menos de 180€, unos 225$ que
a mi eso del iphone, como que no termina de convencerme, y menos
despues de leer ese post de no recuerdo quien que lo ponia a parir con
muchas razones de peso, como la poca duracion de la bateria, el uso
cautivo del GPS para el que no existe (al menos de momento) ninguna
aplicación tipo TOMTOM que tanto uso, la mala calidad de la llamada
telefonica, la nula e icomprensible incapacidad de grabar video, la
malisima calidad de la cámara de fotos, y alguna que otra mas, eso si
el interface para ver fotos es una pasada y la musica se escucha
bastante bien tengo entendido, pero para mi no justifica el gasto que
representa tenerlo, y por supuesto mucho menos pagandole a telefonica
(timofonica) el secuestro de la linea.

En poco rato estabamos ya montados en el avión que en una hora y media nos llevaría a McAllen, nuestro destino, donde los padres de Norma nos recogerían y marcharíamos a Ciudad Victoria, a unas cuatro horas de carretera que pasé casi todas dormido, el cansancio me pudo.